Principios, elementos y herramientas

Al hablar de la Danza Movimiento Terapia (DMT), es necesario referirse a tres principios transversales que la sustentan:

– La unidad o totalidad que forman cuerpo y mente

– El potencial terapéutico de un proceso creativo que se articula en base a la danza-movimiento

– El marco esencial de la relación terapéutica

afiche 2Estos tres ejes transversales interconectados, se concretan en diversas herramientas, técnicas o elementos que utiliza la DMT para configurar este espacio simbólico extracotidiano en el que se establece la relación terapéutica y se busca generar cambios en función de las necesidades de transformación de los pacientes. Las más aludidas por la literatura especializada son: la empatía kinestésica y el entonamiento afectivo, que junto a la importancia de los afectos y emociones, la expresión creativa y la relación terapéutica fundada en la aceptación y la empatía, constituyen el núcleo de la DMT.

La empatía kinestésica, por medio de la cual el/la terapeuta intenta adoptar, postura, respiración, tensión muscular entre otras cualidades de movimiento del paciente, vista desde fuera puede parecer un simple reflejo vacío, pero en realidad es una interpretación corporal de la vivencia que trata de comunicar el otro, logrando conexión con el paciente más allá de la comprensión cognitiva. Lo anterior ha derivado en una técnica llamada espejamiento o mirroring, que viene desde los albores de la DMT de la mano de Marian Chace, una de sus pioneras más relevantes.

A su vez, muy cercano al concepto anterior está el de entonamiento afectivo, posible de comprender contemporáneamente dentro de la nueva manera de concebir al ser humano, más allá de la máquina cartesiana, donde los aportes de Daniel N. Stern, son centrales. Ésta herramienta se desarrolla en la praxis de la DMT en la medida en que de manera similar a la interacción entre madre y bebé, el terapeuta responde y reacciona a las expresiones emocionales del paciente, usando diversos lenguajes y entablando un diálogo. Por su puesto también es posible desentonar, lo que muestra a su vez nuevas posibilidades de entender la experiencia de y con el paciente.dmt 3

Cómo se desarrolla una sesión de DMT

Se parte por un encuentro verbal inicial (check-in verbal) que corresponde a un diálogo que alude al aquí y ahora del paciente, en segundo lugar un calentamiento que permite tomar conciencia corporal y preparase para el movimiento, para luego pasar al juego, el movimiento espontáneo, la danza y la expresión creativa que constituyen el núcleo central de la sesión, finalmente se efectúa un cierre verbal en el que el paciente resignifica, simboliza, reconstruye y profundiza lo experimentado en movimiento con la guía del terapeuta.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s